photo conec1_zpsd171185a.jpg
Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 53 el Jue Oct 06, 2016 9:33 pm.
 photo ultimostemas1_zps136ea7a7.jpg
Últimos temas
» I love Vienna - Rol (Élite)
Dom Feb 15, 2015 9:36 pm por Invitado

» Enjoy the Silence 4.0 {Apocalíptico || Desde 2011 || Normal}
Miér Ene 28, 2015 1:20 pm por Invitado

» El baile en palacio( privado Alicia Camino)
Vie Ene 23, 2015 3:48 pm por Alicia Camino

» Ausencia por un tiempo
Lun Ene 19, 2015 7:40 pm por Gonzalo de Montalvo

» Te encontré( Xana y Gabriel)
Lun Ene 19, 2015 6:28 pm por Mordred

» La soledad y el miedo (Gonzalo,Satur y Alonso)
Dom Dic 28, 2014 8:49 pm por Gabriel Garcia

» Retomando las puertas (Águila Roja)
Dom Dic 28, 2014 7:18 pm por Gonzalo de Montalvo

» un peligro que no imaginé... (Mordred + Águila Roja)
Lun Dic 22, 2014 7:25 pm por Gonzalo de Montalvo

» Resurgir de las cenizas (Normal)
Vie Dic 19, 2014 2:50 pm por Invitado

 photo epoca1_zpsbb5c3ff4.jpg
 photo mejorespost1_zps919cda3d.jpg
Censo






Realeza [3]
Clero [3]
Nobles [6]
Guardias [2]
Ciudadanos [7]
Bandoleros [1]
Piratas [2]



CuentameForo rol Hospital CentralPhotobucketTitanic RPG4040tales.pngLondon City RPGLHDPPhotobucket
AfiliadosNormales

Irene de Mendoza || I.D.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Irene de Mendoza || I.D.

Mensaje por Irene de Mendoza el Mar Nov 05, 2013 2:15 pm




}·Irene de Mendoza·{



{ Datossicos }

Nombre completo: Irene de Mendoza
Nombre del Actor/Cantante: Elisa Mouliaá
Edad: 19 años
Fecha de nacimiento: 20 de Mayo
Lugar de nacimiento: Madrid
Orientación sexual: Heterosexual
Estatus Social: Alto
Vivienda: Marquesado de Santillana
Trabajo: Noble, nada más, ser la esposa del Comisario es agotador.


{ Descripción Psicogica }

Irene siempre fue una chica tímida, marcada por la rígida educación recibida en un convento de clausura en la ciudad de Roma, pero la timidez y la inocencia quedaron de lado hace tiempo, dejando ver a una chica sensual, atrevida, enamoradiza y dispuesta a descubrir el mundo.

Es católica y cree en Dios por encima de todas las cosas, leal a las enseñanzas de su tío, el Cardenal Mendoza; sumisa y obediente, tarta de mostrarse como la perfecta sobrina y mujer ante la sociedad, aunque en su fuero interno sólo desee liberarse de todas esas cadenas que le atan a una vida de rigidez

El cambio en su forma de ser ha llevado a que Irene se convierta en una persona capaz de así todo, sabiendo aprovechar su posición social y sus encantos para obtener lo que desea, aunque es incapaz de hacer nada con maldad.

El amor es algo que siempre le ha traído quebraderos de cabeza, pues siempre se enamora de quien menos le conviene y, aunque hace un gran esfuerzo, es incapaz de ver a su propio marido como el amor de su vida. Cree en el amor, pero por lo visto el destino se niega a brindárselo.

Mantiene intactas las costumbres de la época en la que vive, aunque a pesar de pertenecer a un alto escalafón social, no es alguien elitista que juzgue a las personas por lo que tienen, es lo que le hace destacar entre su círculo más cercano: es capaz de mirar más allá de lo que sus ojos le muestran.


{ Historia }

Irene de Mendoza nació en realidad bajo el nombre de Ana, hija del Rey de las Españas y Laura de Montignac, mas la desventura quiso que terminase separada de sus padres (siendo huérfana de madre) y sus hermanos para acabar en un orfanato de la zona.

El Cardenal Mendoza, un influyente religioso que sabía de los orígenes de la joven, se encargó de hacerse cargo de ella y darle el nombre de Irene de Mendoza, haciéndola pasar por su sobrina. Así fue como la pequeña fue creciendo, aunque pronto el hombre que la había adoptado como sobrina mandó a la niña a un Convento de Clausura en la ciudad de Roma, aspirando a que se convirtiese en una recta mujer ejemplar.

El lugar en el que creció hizo de Irene una joven sumisa, religiosa y de arraigadas costumbres de rectitud, alejada del mundo real y los mundanos pecados que en él se llevan a cabo. A los 17 años, su tío vuelve a buscarla al convento, en pos de dejarla a cargo de la Marquesa de Santillana para que la joven pronto se viese involucrada entre la nobleza y fuese una buena baza con la que jugar sus propias cartas a costa de la joven.

Con lo que el Cardenal no contaba, era que la la presencia de Lucrecia conllevase un brusco cambio en la joven, que pronto empezó a descubrir los secretos de la nobleza y a aprender a explotar su esbelto cuerpo como un arma poderosa, asignatura en la que Lucrecia es más que una maestra. La supuesta amistad y protección que une a la joven y a la Marquesa, queda claramente anulada cuando esta realiza sus artimañas para que la chica se comprometa con el Comisario de la Villa: Hernán Mejías.

Una boda que ella no desea, pues el amor llamaba a su puerta bajo la imagen de Martín, el sobrino de una de las sirvientas del Palacio. En pos del amor, la chica se entrega al joven, cegada por el enamoramiento, planeando escapar ambos, pero todo eso queda truncado por la mala suerte del joven, que termina por tener que abandonar el Palacio. Mientras tanto, a Irene no le queda más remedio que llevar a cabo su boda, temerosa de que su marido se entere de que ya no es una joven e inocente virginal, sino que es una mujer embarazada de un hijo bastardo de un sirviente.

La calumnia y la necesidad de pedir perdón recaen sobre ella cuando Hernán se entera de su engaño, aunque no rompe el matrimonio ni renuncia a su joven esposa por miedo a las represalias del Cardenal y la mala imagen que de él quedaría, sino que se limita a tratar a Irene como un objeto más de su colección que le ayudará a escalar escalafones y darle un heredero algún día.

La joven Irene continua viviendo en el Marquesado de Santillana, aunque no termina de encontrar su lugar en la vida, marcada por las costumbres cerradas que trata de olvida, el orden impuesto por su tío y un matrimonio en el que se encuentra menospreciada... y en el que añora el amor verdadero.





{ Gustos }

-La lectura.
-La oración.
-Los baños calientes.
-Los buenos ratos con Nuño.



{ Disgustos }

-El desprecio de Hernán.
-Que le traten como a una niña.
-La obcecación de su tío en mantenerla vigilada y atada en corto.
-El engaño.



{ Hobbies }

-Montar a caballo.
-Coser.
-Espada, aunque apenas empieza a prender.



{ Fobias }

-La soledad.
-Las alturas.
-El encierro, no podría soportar estar presa de nuevo, tal y como pasó su infancia.



{ Manías }

-Morderse el labio.
-Apartar la mirada en ocasiones comprometidas.
-Jugar con su pelo.



{ Otros Datos }
-Ve a Nuño como un hermano, aunque no puede evitar sentirse confundida cuando está con él.
-Trata de ser fiel y amar al comisario, ayudarle en todo lo que necesite, pero sabe que será imposible verle como algo más que un protector.
-Quiere librarse del yugo de su tío, aunque sabe que eso nunca sucederá.
-Quiere ser madre y una buena esposa, pero todo está en su contra.


avatar
Irene de Mendoza

Cartas : 15
Reales : 30
Fecha de inscripción : 05/11/2013
Localización : En Palacio
Oficio : Ocio. Mucho. Quizá demasiado.
Humor : Sonrisa impuesta.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Irene de Mendoza || I.D.

Mensaje por Lucrecia De Guzmán el Mar Nov 05, 2013 3:29 pm


_________________

Lucrecia De Guzmán



"Hay otra cosa peor que morir, saber que vas a morir"
You Make Me Glow:

avatar
Lucrecia De Guzmán
Admin

Cartas : 134
Reales : 598
Fecha de inscripción : 29/09/2013
Edad : 36
Localización : En mi palacio, pero no se te ocurra molestarme a no ser que sea importante
Oficio : Marquesa de Santillana
Humor : Mas te vale que sea bueno

Ver perfil de usuario http://newcharmedones.foroactivo.com/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.